Xbox Serie S

Microsoft es un empresa que se ha caracterizado por los avances en la tecnología de las consolas de vídeo y de las computadoras, por eso ha presentado la Xbox Serie S, de la cual le vamos a decir todos sus detalles y especificaciones más importantes.

Xbox Serie S, la Consola más Económica de la Nueva Generación

Con esta nueva consola de videojuegos Xbox Serie S, Microsoft tienen un solo propósito que es el de ofrecer una nueva experiencia de juegos en 1080 y 1440 pixeles. La principal fortaleza de esta consola es que es una nueva generación con mayor solidez.

Además de hacer un nuevo concepto en su imagen para hacerla más pequeña la Xbox Serie S toma todo lo mejor de la Xbox Serie X y del PlayStation 5, con un precio mucho más económico en el mercado.

Características Técnicas Xbox Serie S

La mayor novedad de la consola es el CPU, un microprocesador idéntico al de la serie X, que se encuentra afianzado en la microarquitectura Zen 2 de AMD. La fabricación de este microprocesador es a base de fotolitografía de 7 nano milímetros, tienen 8 núcleos que trabajan a una frecuencia de reloj de 3,6 GHz, además tienen tecnología SMT en esta frecuencia lo que hace que el reloj se reduzca un poco.

El uso de este microprocesador permite que haya traslado de juegos entre las máquinas de la serie X a los de la serie S con mayor facilidad.

Procesador Gráfico

Presenta diferencias en la lógica gráfica en donde las consolas de la serie X estaban diseñadas para juegos de 4K y la de la serie S está diseñada para juegos de 1080 a 1440 pixeles de presentación.

El procesador gráfico se encuentra en una capsula al lado del CPU en un solo circuito que está completamente integrado, está arraigado en una microarquitectura RDNA 2, tiene menos unidades de cálculo, tan solo 20 frente a las 52 de la serie X.

Frecuencia del Reloj

La frecuencia del reloj trabaja a una velocidad de 1564 GHz muy por debajo que las otras consolas.

Todas estas modificaciones que fueron redimensionadas por el personal de la Microsoft buscaban que no se degradara la renderización de los juegos a 1440p y brindar está garantía en las consolas.

Aspecto Físico

En cuanto a su aspecto físico esta consola es mucho más compacta que la versión de Xbox original, y en esta última serie se puede visualizar cuanto han evolucionado las con solas de Microsoft. Mantienen el color blanco para indicar una limpieza extrema, además cuenta con una rejilla de ventilación en color negro, de forma redondeada y en uno de sus laterales indica la serie a la que pertenece.

La consola es estable, ligera y permite que se pueda colocar recostada en su lado más grueso o más delgado, como mejor le guste al usuario. La fuente de alimentación es interna y la ventilación no emite ningún sonido o ruido.

El aire puede ingresar al interior como temperatura ambiente, porque tiene unos orificios que se encuentran en el panel derecho de la consola y en el superior, estos pueden tomar la energía térmica que se disipa a través de los componentes que pueden tener una mayor carga calórica: SoC, Chips de memoria, Control  de E/S, chips de Flash NAND, entre otros.

Microsoft sigue apostando a las líneas sencillas que aportan elegancia en los diseños de las consolas, no tiene adornos luminosos ni formas extrañas, para seguir manteniendo el aspecto discreto y funcional.

Memoria

La memoria principal es de 10 GB y es de tipo CDDR6, tiene una comunicación con la APU a través de un bus de 128 bits, pero no toda la memoria hace el trabajo a través de un mismo ancho de banda. De los 10 GB, 8 pueden tener una velocidad de transferencia de 224 Gb por segundo y los dos restantes llegan solo a 56 GB por segundo.

El rendimiento del sistema de entradas y salidas es idéntico a la consola de la serie X, por lo que puede llegar fácilmente a 2,4 GB por segundo para los datos que no se comprimen y los 4,8 GB por segundo en aquellos que si se comprimen.

Esta serie S trae incorporado una unidad SSD con capacidad de memoria de 512 GB, con un espacio útil de 364 GB, en este caso la consola es limitativa en la instalación de algunos juegos.

Para resolver el problema de almacenamiento secundario coloco una unidad SSD que tiene interface NVMe, una mejora notable, en caso de no haberla instalado no hubiesen podido hacerla menos costosa que las consolas de la Serie X que tienen un disco duro mecánico.

Para muchos el único punto débil de la consola es su pequeña capacidad de 512 GB y el poco espacio de almacenamiento de juegos que ya mencionamos. Un jugador experto deberá hacer muchas maniobras para poder usar de la mejor manera este espacio o en todo caso acudir a la compra de una tarjeta de expansión de Seagate de 1 Terabyte o de una unidad de almacenamiento externo que tenga una interfaz USB de 3.1.

Unidad Óptica

Siguiendo el mismo sendero de la consola All-Digital de la Xbox One S, la Xbox Serie S, tienen una unidad óptica. Si usted es un jugador que no es de los que guardan los formatos físicos de los mismos este componente no será ningún inconveniente, pero si es de los que tiene una colección física de sus juegos esta consola tal vez no sea conveniente.

Con la unidad óptica se puede mantener el panel frontal despejado, con solo un puerto USB de 3.1 de primera generación, el botón de sincronización de mandos y un indicador de luz que tiene el logo de la Xbox para indicar al jugador cuando está encendida.

Puertos

En el panel trasero se encuentran la mayor parte de los conectores de la consola, tiene incorporado un puerto de Gigabit Ethernet, dos puertos USB 3.1 de primera generación, un puerto de salida HDMI 2.1, y ranura para colocar una tarjeta de expansión de memoria de un terabyte de Seagate.

También tiene el conector de la alimentación porque el transformador está dentro de la consola ya instalado. Adicionalmente le agregaron WiFi 802.11ac y un conector de radio para doble banda que se conectan a los mandos y otros accesorios.

Deja un comentario